Archivos por Etiqueta: matrimonio igualitario

Matrimonios homosexuales, adopción y progreso ético

La decisión Suprema Corte de Justicia de la Nación de invalidar la ley que prohibía laadopción de menores de edad a las parejas homosexuales en Campeche seguramente llevará al contingente de grupos conservadores que recientemente se manifestó en contra del aval de la SCJN a los matrimonios entre personas del mismo sexo a incrementar la intensidad de sus protestas. Movido por un arraigado conjunto de valores religiosos, este sector de nuestra sociedad, conformado principalmente por integrantes de iglesias y organizaciones de la sociedad civil ligadas a éstas, se ha opuesto rotundamente a reconocer plenamente los derechos de los individuos homosexuales porque genuinamente los conciben como una seria amenaza para el futuro de la familia tradicional mexicana.

Sin embargo, a pesar del rechazo conservador, estas dos decisiones de la SCJN deben ser bienvenidas y defendidas porque con ellas esta corte ha realizando una contribución fundamental a lo que el profesor de la Universidad de Columbia Phillip Kitcher identifica como el progreso ético de la humanidad, que consiste en el incremento de los medios que sirven para remediar aquellas fallas en el altruismo –la ayuda desinteresada de unos a otros- presentes en una sociedad y para generar condiciones de igualdad entre seres humanos.

Para continuar leyendo:

http://www.sinembargo.mx/opinion/14-08-2015/38007

Matrimonios homosexuales: el derecho a un libro en blanco

En uno de sus más conocidos cuentos Voltaire narra la historia de Micromegas, viajero interestelar desterrado de un planeta que gira alrededor de la estrella de Sirio por escribir un libro sobre insectos considerado herético en su mundo. En una de las escalas que hace en su recorrido por el universo, Micromegas recluta a un pequeño acompañante en Saturno, quien le acompaña a visitar la Tierra. Micromegas y su amigo descubren pronto que son gigantes en nuestro planeta. También se percatan, accidentalmente, de la presencia de una embarcación tripulada por minúsculas partículas con las que logran comunicarse: los seres humanos.

A través del diálogo que sostienen con algunos integrantes de nuestra especie, los dos viajeros galácticos quedan sorprendidos del conocimiento y habilidades matemáticas que aquellos tienen a pesar de ser tan diminutos. “Ése átomo me ha medido. Es geómetra y conoce mi tamaño; y yo, que sólo veo a través de un microscopio, no conozco todavía el suyo”, le dice el saturnino a Micromegas después de haber atestiguado que los humanos pueden calcular la altura del más pequeño de los gigantes. Poco a poco ambas partes cobran conciencia de que, sin importar sus dimensiones corporales, todos comparten el lenguaje universal físico-matemático.

Es claro que los humanos nos hemos vuelto muy buenos para descubrir leyes y constantes en el universo. Gracias a milenios de conocimientos acumulados, al método científico y a nuestra capacidad de trabajar en equipo, hoy somos capaces de conocer hace cuántos años ocurrió el big bang, de poner una sonda en un cometa en movimiento o de llegar a los confines de nuestro sistema solar para fotografiar y explorar su último planeta. La mente ilustrada de Voltaire supo apreciar el poder del intelecto humano demostrado a través de los descubrimientos de su tiempo.

Pero también supo reconocer sus limitaciones.

Para continuar leyendo:

http://www.sinembargo.mx/opinion/26-06-2015/36229