Archivos por Etiqueta: conservadores

¡Otra tierra!

Cualquiera que conozca la existencia de otros planetas seguramente ha imaginado la posibilidad de que exista vida fuera de la Tierra.  Las fantasías populares son inagotables y en ellas suelen aparecer seres extraterrestres con fenotipos diversos, integrando sociedades disímiles y habitando mundos de toda clase.

Si bien es cierto que la vida no tendría por que estar supeditada a la existencia de condiciones similares a las que han permitido su surgimiento en nuestro planeta, también lo es que si estas condiciones fueran encontradas en otro planeta, algún tipo de vida también podría estar presente en éste. Consecuentemente, muchos astrónomos se han dedicado a buscar insistentemente planetas similares a la Tierra fuera de nuestro sistema solar.

El avance tecnológico necesario para llevar a cabo esta empresa ha propiciado que la detección de exoplanetas sea relativamente reciente. Hace apenas veinte años los humanos obtuvimos registros del primero, pero sus características eran muy distintas a las de la Tierra . Desde entonces, el número de exoplanetas se han multiplicado al millar, aunque ninguno había mostrado las condiciones necesarias para la vida como la conocemos, mismas que están determinadas no sólo por las características del planeta en cuestión, sino por las de la estrella que éste orbita.

Pero esta historia dio un espectacular y maravilloso giro ayer cuando la NASA anunció eldescubierto de Kepler 452b, un planeta ubicado a 1, 400 años luz de nosotros, rocoso como el que habitamos, con una masa 1.6 veces superior a la de nuestra Tierra y que orbita a su sol cada 384 días terrestres; es decir, que está ubicado en una zona considerada por los científicos como “habitable” debido a las temperaturas que en ella se alcanzan.

Para continuar leyendo:

http://www.sinembargo.mx/opinion/24-07-2015/37222

Progresistas vs progresistas

En 1951 el filósofo Gilbert Ryle postuló una famosa analogía con la intención de probar errónea la noción dualista de que el cuerpo y mente son dos sustancias distintas. Ryle invitó a sus lectores a imaginar la siguiente escena: un individuo llega de visita a la universidad de Oxford y es guiado a través de su campus por un trabajador de esa casa de estudios, quien le muestra la biblioteca, el auditorio, las aulas y los distintos edificios que forman parte de las instalaciones universitarias. Al terminar el recorrido, y para sorpresa del guía, el visitante le dice “¡muy bonitas instalaciones! Ahora me gustaría ver la universidad”.

Ryle atribuye esta falta de entendimiento a lo que denominó un “error de categoría”. El visitante cree que la universidad forma parte de la misma categoría que sus instalaciones físicas, cuando en realidad “universidad” es una categoría conceptual que abarca las distintas facultades, bibliotecas, etc. De acuerdo a Ryle no existe una entidad separada a la que se pueda llamar “universidad”. De la misma forma, para este filósofo británico, la conciencia no es un ente fantasmagórico independiente sino que es reductible a los procesos que están involucrados en la formación de la experiencia de la primera persona. Sin embargo, el “error de categoría” que exhibe la analogía ryleana no termina siempre en un fantasma. Éste ha sido ampliamente rebatido porque asume equivocadamente que, como los edificios de la universidad de Oxford, básicamente todo comportamiento es observable.

La siempre latente discusión sobre quién merecería el título de “progresista” en México, reavivada ahora gracias al debate postelectoral sobre el futuro de la izquierda en nuestro país, incurre en una equivocación de este tipo.

Para continuar leyendo:

http://www.sinembargo.mx/opinion/19-06-2015/35986

Nos hace falta tomar menos Tecate

No veo televisión. Tampoco me gusta el box. Por eso cuando el hashtag #tehacefaltavermasbax se convirtió en trending topic en Twitter el sábado pasado, inicialmente no pude entender de qué se trataba. Movido por mi curiosidad, pocos segundos después conocí la nueva campaña machista de la cerveza Tecate.

Desde hace varios años la empresa cervecera Cuauhtémoc-Moctezuma promociona su marca Tecate discriminando abiertamente a las mujeres mexicanas. Apenas en 2013 los espectaculares de la campaña “Es fácil ser hombre” mostraron en sus versiones tituladas “Buffet”, “prima” y “hermana” a mujeres cosificadas presentadas como objetos al servicio de los hombres. Estos anuncios tuvieron que ser retirados por la cervecería después de que una petición en la plataforma Change.org recopilara más de 10,000 firmas en su contra. Hace apenas unas cuántas semanas el Senado aprobó una ley que prohíbe la publicidad que denigre al género femenino.

Pero este año Cuauhtémoc-Moctezuma no se lanzó abiertamente contra las mujeres. En 2015 esta empresa ha optado por despreciar, a través de la publicidad de Tecate en cadena nacional, a aquellos hombres que no resultan ser lo suficientemente machos; es decir, a los individuos de sexo masculino que exhiben comportamientos estereotipados como propios del género femenino.

Para continuar leyendo:

http://www.sinembargo.mx/opinion/08-05-2015/34401

Vida extraterrestre

Es bien sabido que la ubicación de cualquier objeto es fijada siempre en relación a otro objeto. Para determinar la posición de algo en el espacio es preciso contar con al menos un punto de referencia que permita al observador establecer la distancia entre ambos puntos. La misma lógica aplica al momento de buscar el lugar del ser humano en el cosmos.

En días recientes se dio a conocer que el robot Curiosity encontró indicios de agua salada en Marte. Durante años se ha fantaseado sobre la posibilidad de que este planeta vecino, que en el pasado presentaba un paisaje muy distinto al que actualmente conocemos, albergara agua en estado líquido o sólido. Ahora sabemos que Marte tiene capas de agua sólida –hielo- en sus polos y muy probablemente agua líquida salada debajo de su superficie.

Para continuar leyendo: http://www.sinembargo.mx/opinion/17-04-2015/33761

Las babas del diablo

Cuando el legislador estadounidense Mike Ritze decidió promover y patrocinar la colocación de un monumento representativo de los “10 mandamientos” a las afueras del palacio de gobierno de su estado, nunca imaginó que terminaría contribuyendo indirectamente a una causa satanista.

 

Ritze, representante republicano del estado de Oklahoma, pudo instalar su donación en una plaza pública aprovechando una de las muchas leyes que, redactadas y aprobadas por sus homólogos conservadores, han sido diseñadas para promover el papel del Estado como “facilitador de la expresión religiosa”. Ahora los satanistas quieren hacer exactamente lo mismo. Aprovechando este marco legal el Templo Satánico ha ofrecido la donación de un monumento de más dos metros de altura que representa a una criatura con cabeza de cabra y alargados cuernos sentada sobre un enorme sillón. De acuerdo a Doug Mesner, uno de los fundadores de este templo, su estatua sería amistosa con los niños ya que incluiría un pentagrama interactivo y la posibilidad de sentarse sobre ella.

 

Para continuar leyendo:

 

http://www.sinembargo.mx/opinion/03-04-2015/33345

A través del universo

El hombre puede conocer; por lo tanto, puede ser libreKarl Popper, filósofo austriaco


A principios del siglo XIX el egiptólogo inglés William John Bankes emprendió un viaje a Egipto, país donde descubrió, justo a las afueras de las ruinas del templo de Isis ubicado en la isla de Philae, un enorme obelisco rosado en cuya superficie de granito se encontraban dos series de palabras, una grabada en griego antiguo y otra en jeroglíficos egipcios.

 

El interés de Bankes en este artefacto fue tal que ordenó su inmediato traslado a Inglaterra, donde se dedicó a estudiar sus inscripciones bilingües. El explorador se percató entonces de que entre las palabras griegas se encontraba la que representaba el nombre de Cleopatra y, después de un arduo trabajo, pudo ubicar un jeroglífico egipcio al que identificó como su equivalente.

 

El descubrimiento de Bankes fue fundamental para “romper” el hasta entonces misterioso código de los jeroglíficos egipcios y para entender así las inscripciones en el obelisco de Philae y muchos otros artefactos con grabados egipcios, entre los que figura la piedra de Rosetta.

 

Dos siglos después, los seres humanos hemos dado un paso fundamental en nuestro objetivo de descifrar otro lenguaje, uno muchísimo más complejo y fundamental que el egipcio. La semana pasada, después de 10 años de haber iniciado una travesía a través de nuestro sistema solar, la nave Rosetta pudo cumplir su misión de depositar una sonda llamada Philae en la superficie de un cometa ubicado a más de 500 millones de kilómetros de la Tierra. Su misión: “Abrir el cerrojo y liberar los secretos ocultos dentro de su helado cofre de más de 4,600 millones de años” (ESA, 2014).

 

Explicar el origen del agua en el planeta Tierra contiúa siendo problemático. Conocemos con detalle el proceso que ha dado origen a la vida, pero no el origen algunos de los elementos primigenios que le permitieron florecer en nuestro planeta. Por eso es tan relevante estudiar cometas, objetos que se han formado a distancias muy lejanas al Sol y que, debido a sus bajas temperaturas, han mantenido las condiciones prevalecientes cuando el sistema solar y la Tierra nacieron, incluida la presencia de los bloques básicos de la vida. Philae acompañará a un cometa -67P/Churyumov–Gerasimenko-  en su ruta hacia el Sol y registrará la evolución que se presenta en su anfitrión en su trayecto. Durante el viaje, la sonda taladrará en la superficie del cometa en busca de elementos que puedan dar pistas del origen de la galaxia, de la Tierra y de la vida en nuestro planeta.

 

Sin importar los resultados que la Misión Rosetta obtenga -Philae ha entrado en un período de reposoindefinido por falta de energía-, su hazaña constituye un impresionante triunfo de la mente humana. Apenas en el siglo XVII la cosmovisión dominante establecía a la Tierra como centro físico del universo y al ser humano como centro conceptual de todo lo existente. Resulta increíble que estos animales racionales que veían en cada cometa un dios o una señal divina hayan logrado colocar con una precisión fuera de serie en la “cabeza” de un objeto con forma de pato de goma y del tamaño de Central Park que surca el espacio jupiteriano a más de 60,000 kilómetros por hora, una caja de apenas dos metros de extensión cuyo peso es, debido a la gravedad del cometa, el equivalente al de una hoja de papel en la Tierra.

 

Sin embargo, por desgracia, en varias partes del mundo se está produciendo un reflujo conservador que amenaza seriamente el futuro de proyectos como la Misión Rosetta y de importantes líneas de investigación científica. Para no irnos muy lejos, en las más recientes elecciones estadounidenses el Partido Republicano obtuvo la mayoría de los escaños en el Senado; triunfo con el que ha asegurado el control de ambas cámaras. Así, tenemos representantes, senadores y gobernadores republicanos que “no creen” en el cambio climático, que buscan retirar la teoría de la evolución de los libros de texto, que aseguran que la edad real de la Tierra es 5,000 años o que pretenden rasurar el presupuesto destinado a ciencia e investigación por considerarlo superficial.

 

El torrente de pensamiento libre del que se nutren las mentes curiosas e inquisitivas que han permitido el espectacular desarrollo científico no es inagotable. La civilización occidental no sería la primera -probablemente tampoco la última- en levantar el hacha de la ignorancia para destruir su desarrollo intelectual y construirse prisiones ideológicas con sus restos. Parte de lo que ha generado que históricamente el pensamiento científico sea tan vulnerable es que éste no ha sido nunca accesible a mayorías impedidas.

 

Es por ello que, además de indagar en los qués, los por qués y los cómos de todo lo existente, la ciencia no puede rehuir a dos tareas fundamentales íntimamente ligadas; a saber, la responsabilidad de que no cuestionar el statu quo implica, aunque sea indirectamente, ser partícipes en su preservación, y el compromiso de generar consecuentemente la base técnica necesaria para aliviar y prevenir parte importante del sufrimiento y de la miseria, intelectuales y materiales, de millones de seres humanos.

 

La Misión Rosetta es nuestro más reciente logro en una larga serie de intentos de entender nuestra posición en el cosmos a través del desciframiento de su lenguaje. Un espectacular recordatorio de que cada nuevo descubrimiento astronómico que nos empequeñece físicamente nos demuestra a su vez lo grandiosas que nuestras mentes pueden llegar a ser. Un recordatorio, también, de que la probada capacidad de la humanidad de dar la espalda a los logros de su propio espíritu no sólo no debe ser subestimada, sino que debe ser permanentemente contenida.

 

asalgadoborge@gmail.com
@asalgadoborge

 

asalgadoborge.wordpress.com

—–

*) Maestro en Estudios Humanísticos con especialidad en Ética (ITESM). Profesor y director en la Universidad Marista de Mérida

 

– See more at: http://yucatan.com.mx/editoriales/opinion/traves-del-universo#sthash.dapcSvvZ.dpuf

A través del universo