Archivos en la Categoría: Proceso

La cuarta transformación y la fórmula populista: un divorcio necesario

Artículo publicado en la edición 2311 de Proceso

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El gobierno de AMLO ha aprovechado la misma fórmula que ayudó al reciente ascenso de los populistas de derecha alrededor del mundo. La relevancia que este compuesto tiene para la 4T queda de manifiesto cuando se consideran sus dos principales elementos. 

El primero está formado por la colección de tropos y recursos discursivos populistas. En esta colección se puede incluir el uso de frases pegajosas o apodos, las simplificaciones de problemas complejos, las respuestas repetitivas y descalificaciones sin distinciones a la prensa, o la jocosa caricaturización de críticos u opositores. 

El segundo elemento consiste en una raigambre cibernética constituida por el uso intensivo de hordas de bots, de replicadores de carne y hueso a sueldo y de influencers, que van desde artistas hasta supuestos intelectuales. Dado que alrededor de la mitad de los perfiles en redes sociales son cuentas automatizadas, el uso de esta estructura tiene un efecto crucial en la determinación del sentido de la discusión y en la formación de la opinión pública. 

Aunque esta raigambre no es exclusiva de los populistas, han sido éstos quienes la han utilizado primero y más eficientemente. Su uso no implica la inexistencia de un apoyo masivo y real a estos personajes o a sus gobiernos, pero juega un papel importante en la explicación de este apoyo. Para simplificar, me referiré a la conjunción entre los tropos populistas y la estructura cibernética como “la fórmula populista”. Independientemente de los aciertos de la 4T –los hay y no son pocos–, esta fórmula ha jugado un papel importante para el presente gobierno. ¿Cómo puede un gobierno de izquierda defender el uso de la fórmula del populismo de derecha?

Para continuar leyendo: https://www.proceso.com.mx/opinion/2021/2/16/la-cuarta-transformacion-la-formula-populista-un-divorcio-necesario-258383.html

La 4T ante los amos del agua

Artículo publicado en la edición 2304 de Proceso.

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En menos de 15 años la mitad de las personas que habitan el planeta vivirán en zonas con escasez de agua. Es fácil ver que la crisis que se nos vendrá encima por este motivo hará palidecer a la generada por la actual pandemia.

Aunque en distintos grados, este fenómeno impactará en todas partes. Uno puede discutir, como pretenden algunos nacionalistas, si hay formas o no de independizar a un país de la estructura económica mundial. Lo que no está en tela de juicio es la interdependencia de cada país del sistema ambiental global. Cada sección de la Tierra está estructuralmente interconectada por este sistema. Por ende, por muy nacionalista que un gobierno sea o pretenda ser, no es posible escapar del futuro del planeta.

Confrontados con este escenario, algunos gobiernos han optado por dejar el agua en manos del mercado. La idea es que así es posible asegurar que sea empleada y distribuida racionalmente. Desde el gobierno de Carlos Salinas este ha sido el enfoque de México. El resultado: de acuerdo con un reciente estudio de la UAM, en nuestro país 20% del líquido está actualmente en manos de 1.1% de la población.

Las principales acaparadoras son empresas nacionales y extranjeras en los sectores industrial y agrícola, aunque la lista también incluye a bancos, como BBVA­ y Banco Azteca, éste de Ricardo Salinas Pliego –al parecer ninguna lista de empresarios infames puede dejar de incluir su nombre–. Aquí no hay sorpresas.

Para continuar leyendo: https://www.proceso.com.mx/opinion/2020/12/31/la-4t-ante-los-amos-del-agua-255396.html